COMPETTITIVIDAD DEL CAFE DE NARIÑO

Paisaje cafetero de La Unión


Una de las dinámicas integrales del desarrollo es la competitividad, considerada como la capacidad del territorio para generar riqueza y un nivel de vida alto y en ascenso para toda la población. En este marco, competitividad y productividad son las dos caras de la misma moneda. La productividad hace referencia a la manera como los sujetos históricos del territorio identifican y potencian sus recursos en una economía abierta y globalizada.


Esto implica desarrollar permanentemente procesos de mejoramiento, que faciliten la emergencia de un medio innovativo que vincule a toda la población y sus instituciones públicas y privadas. Para el desarrollo de competitividad, productividad y un medio innovador, se requiere la acción del estado, los empresarios, las instituciones educativas y la comunidad organizada.


En el macizo se empieza a dar el anterior panorama, pero en este caso de la mano de la institucionalidad privada y empresas externas a él. A estos esfuerzos se han sumado organizaciones campesinas que agrupan a productores, considerados empresarios rurales; también se ha vinculado la alcaldía de La Unión con el fin de aunar esfuerzos en beneficio de la producción local de café de alta calidad.


En estos términos el valor agregado del producto, sumado a los valores integrados, es el principal factor de competitividad.

Estudiantes de Trabajo Social y Contaduría Pública en el levantamiento de la información en La Unión y San Pedro de Cartago
Los productores anotan entre los valores agregados del producto el buen tamaño de la pepa, la producción más limpia, el olor y el sabor debidos a un buen beneficio, lo orgánico del café, la higiene con que se beneficia, el servicio post venta, el empaque y aunque no todos estos valores agregados se aplican, algunos ni siquiera parcialmente, los cafeteros si consideran su importancia para lograr un café de alta calidad.


Estudiantes de Contaduría Pública y Técnico de VIRMAX
Al respecto el 80% de los productores afirman también que en la zona, se producen pepas de café de gran tamaño, tipo Europa, según los expertos. El tamaño de la pepa es importante a la hora de clasificar el café. Para esto los expertos usan mallas metálicas con ranuras de diferente tamaño.

Un 80% de los productores considera que la actividad cafetera es contaminante. Pero un 70% de los productores considera que la producción más limpia debe formar parte del valor agregado del café.

La P+L es una estrategia preventiva integrada a procesos, productos y servicios, con el fin de aumentar la eficiencia en la producción y disminuir los riesgos de contaminación, condición importante a la hora de competir en el mercado internacional pues da cuenta de una producción que respeta los derechos de todos, a un ambiente sano y lo hace desde una posición de responsabilidad social. No obstante, contrasta con esta posición el hecho confirmado por la Universidad de Nariño de que ninguna finca cafetera mide el agua usada para el beneficio del café
[1] y solamente algunas de La Unión llevan a cabo tratamiento de aguas servidas.

Tostadora de café
Resalta el municipio de El Tambo donde la Federación de Cafeteros está llevando a cabo procesos de certificación ambiental de fincas con más de 100 plantas de café.

El 90% de los productores considera que el olor y el sabor conseguidos a través de un buen beneficio del café, son valores agregados. Al respecto cabe anotar que la totalidad de los encuestados por la Udenar afirmaron secar el café en pisos de cemento o bajo carpas plásticas.

Un 80% de los productores considera que es importante destacar lo orgánico como valor agregado. El 20% restante considera que lo orgánico es más un ideal que una realidad por cuanto para conseguirlo el terreno en que se siembra café desde estar descontaminado y que esto solo se consigue después de más de doce años de arduo y continuo trabajo de descontaminación.

La higiene con que se trata el café se reconoce también como valor agregado por un importante 90% de los entrevistados. La higiene del café guarda relación con la calidad del agua utilizada, con el lavado y limpieza de las máquinas (despulpadora y desmucilaginizadora) y con el tipo de secado.

La necesidad de producir café de alta calidad es ratificada por el 70% de los productores entrevistados. Como se dijo anteriormente, es importante para los caficultores, manejar el concepto de “café de alta calidad”, que corresponde a la consecución de valores intrínsecos y valores agregados, sobre el cual reposan las posibilidades de un mayor consumo. Lograr este cometido implica el manejo de tecnología de punta, el desarrollo de estrategias de mercado y cadenas de distribución para cafés especiales con denominaciones de origen, además de los conceptos anotados de producción más limpia, sostenibilidad, y en general buena trazabilidad.

Moledora de café
El empaque es reconocido como valor agregado solo por el 25% de los productores. Esto se entiende en la medida que la totalidad vende el café empacado en bultos de fique. Sin embargo vale la pena anotar que, de cara al futuro, los caficultores deberán aprender sobre empaque y embalaje y considerarlos como valor agregado al producto. Al respecto afirman también que merced al “bajo nivel de ingresos de los productores, no es posible el tratamiento y el logro de mejoras como empaques, envases o diseños para la comercialización, únicamente se entrega el producto como materia prima para que empresas grandes o intermediarias lo trabajen y comercialicen”[2].

Servicio post venta

El nuevo entorno económico mundial, altamente intensivo en información y conocimiento ha trasformado las tradicionales y lineales funciones del proceso productivo (producción – distribución – consumo) en un modelo circular con nuevas funciones: Investigación y desarrollo, producción, distribución, asistencia postventa, gestión financiera y marketing.

Una empresa adecuada a las nuevas condiciones de competitividad entiende que la producción está ligada estrechamente a actividades de investigación y desarrollo que dan cuenta de la innovación y creación de productos. Esto está dictado por acciones de marketing que investigan tendencias de las preferencias de los consumidores y acciones de asistencia post venta que dan cuenta de los grados de satisfacción de los consumidores, sobre las características físicas y simbólicas y condiciones de distribución un determinado producto.


Clasificando café en La Unión
En este contexto, tan solo el 30% de los productores entrevistados, confirman la importancia del servicio post venta como valor agregado. Esta dimensión del proceso productivo todavía no hace parte de las prácticas empresariales.

Liderazgo en costos

Para el 60% de los productores los costos bajos son un valor agregado del café. Recuérdese que esta es una estrategia de competitividad pregonada por Michel Porter, junto a la diferenciación y el foco. No obstante es pertinente resaltar que los costos bajos no son el resultado de una estrategia de costos planificada, fruto de una actividad empresarial en todo el sentido de la palabra, sino de la poca mentalidad empresarial de los productores.

Los productores de café del macizo, como el típico caficultor colombiano carecen “…de mentalidad empresarial, el campesino cafetero no tiene claridad de por qué está en este negocio, por qué fue creado, para qué fue creado, cuál es su objetivo y qué se espera de él. Lo anterior es resultado de no poseer claridad de sí es realmente lo que desea hacer o simplemente ha sido resultante de una tradición cafetera que viene de generación en generación…[3]

En la actividad cafetera del macizo, no se lleva contabilidad, no se hacen estudios de costos, no se mide si la actividad es productiva o no. La carencia de un enfoque administrativo no facilita la administración de personal ni su capacitación, ni los controles debidos a los inventarios y mantenimiento de máquinas.


Moledora de café
En el macizo no hay evidencia de estrategias colectivas que permiten a los pequeños productores obtener economías de escala, nuevas tecnologías, nuevos mercados y reducir sus costos. A pesar de estar especializados en la producción de café pergamino, el eslabón primario de la cadena, en el cual poseen mayores ventajas comparativas, no han podido incrementar su poder de negociación ni implementar una política de liderazgo en costos.

De los proyectos de articulación e integración productiva más usados en la actualidad por los países en desarrollo, solamente se intenta desarrollar la red de valor con la Red de productores de cafés de calidad. Otros como los clusters y los distritos industriales, no hacen parte de la agenda de los caficultores, todavía.


Compra y bodegaje de café de primera en La Unión
En síntesis, hay liderazgo en costos, pero en detrimento de los ingresos de los productores

En la región, sin embargo, se trabaja para que el café tenga valor agregado en el origen, se implementan mecanismos para mejorar su presentación y comercialización, se enseña sobre los procesos a seguir para tener un café de excelente calidad y se asesora en su implementación a los productores.

También se cultiva café en diferentes tierras para darles unas características propias. VIRMAX trabaja en la zona y exige calidad a los cafés de la zona de La Unión y también ayuda a corregir deficiencias en el proceso productivo. Ofrece capacitaciones, compra poca cantidad, pero ofrece buena remuneración.

Los productores, además de lo dicho, consideran que el café del macizo podría ser más competitivo si para las cosechas se basaran más en calidad que en la cantidad y si se adelantanr procesos continuos en esa dirección.

[1] LASSO, Bolaños. op. Cit.
[2] Productor de café de La Unión.
[3] http://www.agrocadenas.gov.co/cafe/documentos/CNC_perfil_cafe.pdf

1 comentario:

Anónimo dijo...

Hola amigo Arturo, estos articulos de la tierrita son exquisitos, como el café de nariño, como el café hecho en casa por mamá, asi sea de habas tostadas. Te admiro tus publicaciones y ese afan de escoger lo mejor de naríño en tus salidas, en tus paseos, en el turismo virtual que presentas en tus blogs.

Espero que podamos compartir un café, o palabras antes de mi partida. Gracias por ser ese amigo incondicional que lo anima a escribir y hacer pisible la existencia a través del texto.

Este semestre fue interesante haber trabajado con mis blogs. Los seguiré alimentando con palabras y un poco más de estética gráfica. Exitos en esos emprendimientos turísticos, investigativos y pedagógicos, y sobre todo de ensoñación y admiración por lo nuestro.

Lo nuestro dice Anival Ponce "es aquello que nos pertence en heredad por escritura natural". Ayudemos a conservar lo que tenemos, esto es patrimonio de nariño y sus gentes, del pueblo, del campesino, del obrero, del hombre de ciudad, de todos...

Adelante amigo con todo ese potencial endógeno y exógeno que te caracteriza. He aprendido mucho de ti, en especial la siempre sonrisa que llevas en el rostro y el humor de tus caricaturas.

Publica esas imagenes de tu acervo artístico.

Cariñosamente

Hector Trejo Chamorro

About

Wikio – Top Blogs
mundocolombia.com
estamos en

Contactos